Blog de e-park

Las mejores estaciones para aprender a esquiar

¿Eres un fanático de los deportes de invierno, pero todavía estás aprendiendo a esquiar? Entonces deberías conocer cuáles son las mejores estaciones de esqui de la península específicamente equipadas para principiantes en la materia.

Son muchos los centros de inviernos que cuentan en sus instalaciones con pistas y servicios especializados en hacer más amena la estancia a los principiantes, además de permitirnos mejorar en nuestras habilidades en los deportes de invierno.

Pirineo aragonés

La cordillera de los Pirineos es uno de los lugares favoritos de toda Europa para practicar deportes de invierno. Con una vertiente hacia Francia y otra hacia España, además de la presencia de Andorra en plena cordillera, los Pirineos están salpicados de estaciones de esqui para todos los gustos.

En el Pirineo aragonés, aquella parte de la cordillera que pertenece a la Comunidad de Aragón, encontramos algunas de las estaciones más famosas de la península. Por las características de estas estaciones, podemos catalogarlas como perfectas para los principiantes del esqui.

Una de las estaciones más conocidas es Candanchú. Se encuentra en la provincia de Huesca y está en actividad desde el año 1928. Se trata de uno de los mejores lugares para los que todavía dan sus primeros pasos en el esqui, con reconocimiento mundial.

Con hasta diez pistas del nivel más sencillo, el que se señala con el color verde, y otras doce de dificultad media-fácil, Candanchú es un destino ideal para un principiante de los deportes de invierno. Además, es también un destino perfecto para familias con niños pequeños, ya que también cuenta con un parque de nieve infantil, conocido como Candanchulandia.

En el Valle de Tena se encuentran las estaciones de Formigal y Panticosa, ambas gestionadas por Aramón. Las dos estaciones ofrecen siete pistas verdes y más de diez pistas azules cada una. Aunque no tiene tantos retos sencillos para principantes como Candanchú, siguen siendo un destino perfecto para los que tengan poca experiencia en los deporte de invierno.

Las zonas más sencillas para esquiar son Sextas, Anayet y Portalet. También puedes contar con el servicio de un monitor de esqui para mejorar más rápido en esta práctica.

La Escuela de Esqui Cerler también pertenece al grupo Aramón y se encuentra situada en el municipio de Benasque. A pesar de que en la zona se encuentra el Aneto, el pico de mayor altitud en los Pirineos, Cerler es una opción perfecta para los principiantes, ya que cuenta con once pistas verdes y otros diecisiete azules.

Además, la escuela de esqui de la estación de Cerler, que lleva más de cuarenta años en funcionamiento, te ofrece tanto clases particulares como en grupo, para adultos y para los más pequeños, a partir de tres años.

Pirineo catalán

La zona de la cordillera que se encuentra en la comunidad autónoma de Cataluña se conoce como Pirineo catalán. Aquí también vamos a encontrar nombres que resuenan todos los inviernos como principales destinos turísticos, además de disfrutar de unas vistas verdaderamente impresionantes.

Vallter 2000 es una estación de esqui pequeña que se encuentra en la provincia de Girona, pero con un ambiente muy familiar. Con cuatro pistas verdes y otras tres señalizadas como azules, la zona inferior de esta estación está perfectamente indicada para los principiantes.

Con instalaciones preparadas especialmente para el disfrute de los más pequeños, además de un profesorado excelentemente cualificado en su escuela de esqui, Vallter2000 es el lugar ideal para unas vacaciones tranquilas en la nieve.

También en Girona está situada la estación de esqui La Molina, de cuyas cincuenta y cuatro pistas, trece son verdes y otras diecisiete son azules. Es una de las estaciones con más historia de España y tiene el honor de haber sido el primer centro de esqui del país en el que se ha instalado un telesquí.

En el Valle de Arán se encuentra Baqueira Beret, la mayor estación de esqui de España. Con seis pistas verdes a lo largo de cuatro kilómetros de extensión y hasta cuarenta pistas azules, Baqueira es un verdadero reto para los recién iniciados en el esqui.

Más de cincuenta años de experiencia avalan las pistas de la estación y tiene la particularidad, además, de tratarse de la única pista de esqui en los pirineos españoles que se encuentra en la ladera norte de la cordillera.

Port del Comte se encuentra en la provincia de Lleida y más de la mitad del terreno esquiable de este centro pertenece a pistas fáciles (verdes o azules). Tiene una gran ventaja por su situación y es que es una de las que más cerca se encuentra de la ciudad de Barcelona.

Andorra

También en los Pirineos, pero, en este caso, en el vecino país de Andorra, se encuentra la Escuela de esquí Grandvalira. Este centro de invierno tiene cursos para aprender a esquiar tanto especializados para los más pequeños, como para adultos, divididos en categorías según su experiencia esquiando. Las clases se ofrecen tanto particulares como en grupo, de forma que puedes personalizar totalmente la forma en la que quieres practicar este deporte.

Sistema Central

Alejándonos del norte de la Península, en el Sistema Central, cordillera que divide la Meseta Central en su parte norte (Castilla y León) y su parte sur (Castilla-La Mancha, Madrid y Extremadura), también encontramos estaciones de esqui perfectas para un principiante.

La estación de esqui La Pinilla se encuentra en la Sierra de Ayllón, en la provincia de Segovia. Esta estación cuenta con cuatro pistas verdes y siete pistas azules que constituyen cerca de la mitad de pistas del centro. Estas pistas se encuentran tanto en la Zona Gran Plato como en la Zona Testero.

Sierra Nevada

Sierra Nevada se encuentra en las Cordilleras Béticas, en el sur de la Península. Supone uno de los conjuntos rocosos más altos de Europa y, por supuesto, también aquí encontramos estaciones de esqui.

La Estación de esqui de Sierra Nevada se encuentra en la provincia de Granada y es un verdadero paraíso para los esquiadores primerizos. Con diecinueve pistas verdes y más de cuarenta pistas azules, las opciones que ofrece la estación son muy variadas para aquellos que todavía están aprendiendo.

Consejos para esquiar

Una vez has escogido tu destino perfecto para adentrarte en el mundo de la nieve y el esqui, es importante que tengas en cuenta algunos consejos para principiantes. De esta forma, disfrutarás de este deporte sin lesiones y avanzando más rápido.

  • Uno de los consejos más importantes que podemos darte es que conozcas bien tus capacidades y busques pistas que se adapten a la dificultad a la que puedes enfrentarte. Tratar de ponerse retos y adentrarse en pistas con un mayor nivel del que podemos haceros cargo no nos va a ayudar a mejorar y puede resultar, incluso, peligroso.
  • La ropa es otro de los elementos principales que debes tener en cuenta cuando comiences a esquiar. Es muy importante que nos hagamos con ropa adecuada para los deportes de nieve, ya que, sencillamente, cargarnos de capas solo conseguirá reducir nuestra capacidad de movimiento. Además de esto, es importante que nuestra ropa no tenga elementos colgantes que faciliten engancharse a sitios o ramas. Nuestras botas de esqui deben ajustarse perfectamente a nuestro cuerpo y estar bien atadas, para evitar lesiones en las extremidades inferiores.
  • La protección solar no puede faltar en tu neceser de estas vacaciones de invierno. No olvides que el sol se refleja con intensidad sobre la nieve, por lo que resulta bastante fácil quemarse la cara mientras practicamos deportes de invierno, si no la protegemos adecuadamente. También es necesario que utilicemos unas gafas adecuadas para salvar a nuestros ojos del sol, de la nieve y del viento.
  • Una vez estemos esquiando, es importante que mantengamos algunas medidas de seguridad. Es importante que estemos bien informados de las condiciones meteorológicas de la estación en el momento en que nos encontramos allí, para evitar complicaciones.
  • Mantener una posición adecuada, flexionando levemente las rodillas y tratando de mantener los talones alejados entre sí, puede ser crucial para disfrutar correctamente de este deporte. Es importante que aprendamos a controlar nuestra velocidad cuanto antes para poder mantener una distancia de seguridad adecuada con los otros esquiadores.
  • El uso del casco es obligatorio, puesto que el esqui no deja de ser un deporte de riesgo. Es muy importante que consultemos todas nuestras dudas y preocupaciones con los monitores y con el personal del centro que encontrarás en sus instalaciones, para no tener ningún problema. Asimismo, es fundamental que no abandonemos nunca las pistas ni nos salgamos por fuera de la zona que está delimitada como esquiable, puesto que podríamos correr graves peligros.
  • Descansa y disfruta de las comodidades y servicios que ofrezca el centro de invierno que hayas seleccionado para pasar tus vacaciones. Relajar los músculos es importante para poder mantener un buen ritmo en el deporte. Así conseguiremos evitar lesiones, al no sobrecargar el cuerpo. Además, una taza caliente junto a una chimenea o jugar con la nieve también son experiencias inolvidables.
  • Por último, ¡no te olvides de disfrutar, a pesar de las caídas!

Esta página web utiliza cookies para mejorar los servicios ofrecidos. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso e instalación. Para más información haga click aquí.