Blog de e-park

Aspectos clave sobre gadgets: cómo elegir Power Bank

Cada vez la tecnología es más indispensable en nuestra vida, y  es por ello que la propia vida va evolucionando y adaptándose a los nuevos medios. Poco a poco vamos ajustando distintas facetas como el trabajo, las compras, la gestión de nuestra casa, al mundo y las transformaciones de la tecnología. En la actualidad existen aplicaciones para los distintos eventos por los que podemos pasar: apps para organizar nuestra boda, para llevar las finanzas de nuestro hogar, para saber de cuántas calorías nos deshacemos en una tarde de footing, para organizar el pago online de nuestro aparcamiento o para cualquier otro tipo de actividad que podamos imaginar. 

Es por ello por lo que el uso de nuestros smartphones se nos hace indispensable para nuestra actividad diaria, y por ello es fundamental que siempre contemos con un nivel de batería adecuado que nos permita utilizar todas aquellas aplicaciones y funcionalidades que podamos necesitar. Sin embargo, no siempre disponemos de corriente eléctrica para enchufar nuestro cargador y aumentar así la duración de la batería de nuestro teléfono, porque vamos a pasar el dia fuera de casa o de la oficina, entre otros casos. Ahí es donde entra en juego uno de los gadgets más útiles y eficaces de los últimos tiempos: los power bank. 

¿Qué es un power bank?

Un power bank es, en esencia, un cargador portátil. Una de sus principales utilidades es que te permite recargar la batería de tu teléfono o de tu tablet allá donde estés, exactamente de igual forma que lo haría un cargador enchufado a la corriente eléctrica. Dependiendo del tipo de power bank, te permitirá un número determinado de cargas, aunque lo normal es que sean una media de tres veces. Además, aunque el dispositivo más útil por regla general suele ser tu teléfono móvil, podrás conectar a tu power bank y recargar tu batería cualquier dispositivo que realice su carga a través de un puerto USB: iPhones, tablets, iPads y GoPro, entre otros dispositivos.

Es especialmente útil para aquellas personas que, por su ocupación laboral, tienen el smartphone como principal herramienta de trabajo. Personas que necesitan estar conectados al correo electrónico constantemente, pero quieren pasar un día fuera de casa, en el campo, o de excursión; o bien usuarios cuyo trabajo les obliga a estar toda la jornada moviéndose, pero a la vez necesitan estar conectados para escuchar las instrucciones de su jefe o las últimas actualizaciones de determinadas informaciones.

Es el caso, por ejemplo, de la popular figura del community manager, que necesita un flujo de actividad en las redes sociales bastante frecuente, así como una respuesta activa y rápida a las preguntas que puedan plantearle los distintos usuarios o clientes.

¿Cómo es el funcionamiento de un power bank?

El funcionamiento de un power bank se efectúa mediente una batería de litio que cuenta con una placa de circuito de tipo electrónico, la responsable del funcionamiento de este útil gadget. La carga del dispositivo se produce porque, al conectar nuestro smartphone o tablet al power bank, éste lo detecta y le transfiere una corriente determinada, lo que provoca la carga del dispositivo.

Para que el powerbank pueda suministrar batería a los dispositivos que deseemos conectar, es necesario que carguemos a su vez nuestro cargador portatil. Para llevar a cabo esta carga podemos utilizar cualquier tipo de fuente de alimentación: no tiene por qué ser la corriente eléctrica, también podemos hacer uso del puerto USB del ordenador o incluso mediante otro power bank.

El número de cargas posibles dependerá de la capacidad de batería de nuestro dispositivo. Los powerbank tienen una capacidad de entre 2600mAh y 20000mAh. Normalmente son necesarias unas dos horas, aproximadamente, para que el power bank esté cargado y, de este modo, preparado para proveernos de las cargas que necesitemos para nuestros dispositivos. Dependerá también de otros factores determinantes, como la fuente de alimentación que empleemos para la carga, ya que no será lo mismo la corriente eléctrica, que suele tener una duración menor, que el ordenador.

Nuestro consejo es que no te dejes llevar por ofertas demasiado atractivas o por precios demasiado bajos, ya que podrías tener una mala experiencia. Es preferible gastar unos euros más y adquirir calidad, con unos buenos resultados y una solución segura para la vida de tu batería y de tu smartphone. Además, hoy en día es posible encontrar, por poco dinero, power bank de alta gama con comodidades como cables de un metro de longitud, por ejemplo.

Ventajas y desventajas del uso de los powerbanks

En la actualidad estamos casi constantemente pegados a nuestro smartphone, consumiendo mucha batería debido a la infinidad de aplicaciones y programas que ponemos en marcha en todo momento, o a nuestras consultas por Internet. Nuestros móviles rara vez duran un día entero, por lo que los powerbank se revelan cada día más con una opción esencial para el desempeño de nuestra vida diaria.

Sin embargo, ¿son todo ventajas? A continuación analizaremos que detrás del uso de los cargadores portátiles también hay una serie de inconvenientes que deben ser tenidos en cuenta para una correcta decisión.

Las ventajas de un powerbank

  • Una de las principales ventajas de popular gadget es su portabilidad, ya que puedes llevarlo donde más cómodo te resulte y es ideal para viajar, o pasar muchas horas fuera de casa. Una mochila, tu bolso, un bolso, bandolera o incluso un amplio bolsillo de una chaqueta o abrigo serán posibles lugares donde transportar tu powerbank sin ningún tipo de incomodidad. Además, como es posible efectuar varias cargas con el mismo cargador, no te pasará nada si olvidas el cargador de la corriente eléctrica durante uno o dos días. Además, su pequeño tamaño y su ligero peso hacen que no te des ni cuenta de que lo llevas encima. Se trata de una fantástica idea que no puede faltar en tu maleta de equipaje o en tu bolsa para ir cada día a la oficina.
  • Facilidad. Los usuarios de los powerbank suelen subrayar la facilidad del uso de esta útil herramienta, ya que no tiene ningún tipo de complejidad. Es tan fácil como tener cargado tu powerbank, conectar el cable al dispositivo que quieras recargar y listo. En pocas horas podrás tener la batería de tu dispositivo preparada para pasar el resto del día fuera sin preocuparte de no poder comunicarte con los demás si lo necesitas. No necesitas ningún tipo de instalación, ni de tecleo, es un proceso sencillo y automático.
  • Se trata de una herramienta altamente versátil. Otro de sus puntos fuertes que hacen que se trata de un gadget valorado muy positivamente por usuarios en todo el mundo es su capacidad de adaptarse a diferentes tipos de dispositivos, siempre y cuando estos cuenten con una entrada de microUSB de 5V, y sin tener que ser necesariamente móviles, ya que también es posible conectar para la carga tablets, iPads, altavoces o la GoPro.
  • Eficiencia. Los powerbank facilitan a los usuarios que se deciden por incorporarlas a sus herramientas de trabajo una alta efectividad, logrando una carga con mucha rapidez, y en la mayoría de las ocasiones hasta tres y cuanto, en función de nuestra inversión en la elección del powerbank. 

Las principales desventajas de los powerbank

  • En algunas ocasiones, hay modelos que no son demasiado ligeros, por lo que puede ser incómodos transportarlos, aunque cada vez están saliendo powerbank que tienen más en cuenta el factor comodidad. 
  • Otro de los inconvenientes que pueden producir los cargadores portátiles es, al igual que puede ocurrir con los cargadores convencionales conectados a la corriente eléctrica, es que hay personas que tienden a cargar sus dispositivos cuando aún no es necesario. Cuando este mal uso se convierte en una acción reiterada y constante, podríamos encontrarnos con que la duración de la batería de nuestro smartphone va perdiendo fuerza y cada vez necesitamos cargarlo antes.
  • Otro de los inconvenientes de algunos powerbank es que cuentan con cables muy cortos, de unos cuantos centímetros, lo que a veces puede resultar incómodo, ya que si quieres consultar algo en tu teléfono, tendrás que sostener en la mano ambos artículos.

Tipos de powerbank

Existen diversos tipos de powerbank en función de la utilización que vayamos a hacer de él. Varían en precio, en tamaño, en peso, etc.

  • Modelo de bolsillo. Ideal para llevarlo siempre encima, pero sólo funciona para móviles. Con una capacidad de entre 3000 y 6000 mAh, es ideal para una única carga para llegar perfecto al final del día.
  • Modelos de gran capacidad. Es factible tanto para móviles como tablets, y permite hasta cuatro cargas consecutivas.
  • Modelos todoterreno: son más resistentes a condiciones atmosféricas extremas y hacen posible muchas cargas.

También existen otros tipos, como los de enorme capacidad y ultraslim. Una amplia gama de posibilidades que te permitirán disponer en todo momento de tu smartphone o tablet. Estar conectado en todo momento al mundo y poder comunicarnos ya no será un problema gracias a esta herramienta cada día más esencial en nuestras vidas.

Esta página web utiliza cookies para mejorar los servicios ofrecidos. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso e instalación. Para más información haga click aquí.